Tender es un arte desprestigiado

Nadie ha considerado un arte tender la ropa, pero lo es. El color rosa chicle; la disposición de la tela para partir la calle en un sol y sombra. La mujer que colocó las pinzas tenía todo calculado (porque fue una mujer, seguro).

Tender la ropa es también una cuestión de identidad. Las sábanas y las bragas dicen más de un país que sus banderas porque entre ellas transcurre la vida, la pasión y las pesadillas.

Deja un comentario

MAR ABAD - 2017
Licencia de Creative Commons

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.